La importancia de la estanqueidad al aire en las ventanas

La importancia de la estanqueidad al aire en las ventanas

Además de instalar puertas correderas originales podemos hacer lo mismo con ventanas que destaquen por su resistencia e impermeabilidad. En este post vamos a hablar de este último tema, en cuestión de la estanqueidad al aire.

La estanquidad al aire es la capacidad de una ventana para oponerse al paso del aire. La permeabilidad al aire de una ventana se clasifica de 0 a 4. Como te imaginarás, el 4 corresponde a mínima permeabilidad, es decir al nivel máximo de estanqueidad posible en estos elementos. Esta es una clasificación muy importante. De hecho, el Código Técnico de la Edificación (CTE), en su Documento Básico de Ahorro de Energía (HE), obliga a instalar, como mínimo, ventanas de clase 1 o 2 dependiendo de la zona climática. En otras palabras, el CTE limita la permeabilidad al aire según las zonas climáticas. De este modo, en las regiones más cálidas (zonas A y B como por ejemplo, Canarias, Cádiz y Málaga), sería suficiente con la clase 1. De todos modos, a día de hoy los sistemas de aluminio no tienen problemas para cumplir con este requisito ya que casi todos son de clase 3 o superior.

Otra cuestión a tener clara es que, según la ubicación, ha de cumplirse con una limitación de permeabilidad al aire, transmitancia térmica y aislamiento acústico. Es posible, para ventilar, colocar aberturas en las propias ventanas de Finestres BCN. En el caso de estas aberturas, el CTE no exige condición mínima de aislamiento térmico o sonoro. De todos modos, hay varias pautas que podemos seguir para airear las estancias de la casa sin perder calor o ver aumentado el nivel de ruido.

La norma UNE-EN-1026

Las ventanas pasan estrictos controles de calidad para comprobar su resistencia, capacidad de aislamiento e impermeabilidad. En lo relativo a la permeabilidad al aire, los ensayos se hacen siguiendo la norma UNE-EN-1026.

En los ensayos para comprobar la permeabilidad al aire de una ventana se mide la cantidad de aire que pasa a través de una ventana o puerta por causa de una presión. Se mide por el caudal de aire (m3/h) que atraviesa la ventana para distintas presiones de aire. La clasificación de las ventanas está basada en una comparación de la permeabilidad al aire de la muestra de ensayo por referencia a la superficie total y su permeabilidad al aire por referencia a la longitud de la junta de apertura.

Sin comentarios

Publicar un comentario